3 comentarios el “Bookcrossing

  1. Hace tiempo había escuchado algo sobre esta iniciativa. Y la verdad me parece bastante interesante pero tiene los problemas que dices. Seguro que habrá gente que no los devuelva por las razones que sean o incluso porque no sabe nada de esta iniciativa y si se encuentra un libro en la calle pensará que a alguien se le ha olvidado y se lo quedaría.

    Como todo tiene sus cosas buenas y sus cosas malas.
    Habrá que ver qué pasa con el tiempo.

  2. El objetivo y la intención final de esta iniciativa me parece muy bueno pero aunque espero equivocarme creo que no va a ser efectiva. Como bien comenta Sandra creo que debido a la sociedad tan egoísta en la que vivimos mucha gente no devolverá los libros que recoja y muchos de los que se devuelvan se hará dentro de bastante tiempo cuando no esté tan de moda en las noticias esto del “bookcrossing” y bastante gente creo que desconfiará a la hora de coger un libro usado y en la calle y mucho me temo que si está en un sitio como un banco probablemente acabé en el suelo o en la basura.
    Además creo que hoy en día tenemos un gran acceso a la lectura, tenemos mil lugares donde comprar un libro (incluso en muchas estaciones de Renfe o Metro hay máquinas expendedoras de libros), o en el caso de no tener dinero para libros existen muchas y muy buenas bibliotecas o familiares o amigos que nos pueden prestar los libros que buscamos. Así que, hoy en día, el que no lee es porque no quiere o porque no tiene tiempo (aunque siempre se puede hacer un huequillo), por lo que no creo que el encontrarse un libro en la calle vaya a cambiar mucho, pero como ya he dicho antes espero equivocarme.

  3. Yo voy a dar un voto de confianza a los españoles, es este caso a los madrileños. Aunque es cierto que alguna persona se puede quedar el libro porque vaya firmado por alguien importante o por que sí, pienso que una gran parte de las personas que cojan esos libros los devolverán. Cada vez pasa más que yendo en el tren me encuentro periódicos (de pago) o incluso revistas (ya he visto un Hola y un Cuore) que alguien deja en el asiento del tren para que los demás lo lean una vez que se lo ha terminado. En todos los casos he leido el periódico o la revista y lo he vuelto a dejar para que otra persona pueda hacer lo mismo.

    Quizá esté equivocada y esta iniciativa no dure nada, imagino que con el tiempo lo sabremos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s